“No vas a ver carteles míos que afean la ciudad y son muy caros. Con los recursos de los carteles voy a hacer donaciones a las entidades de bien público”. La frase pertenece al candidato a intendente de Juntos por el Cambio, Martín Migueles, quien publicó un video en sus redes sociales asegurando que en vez de gastar plata en cartelería publicitaria destinaría esos fondos a la ayuda pública. Todo muy lindo, un hermoso discurso. Pero…una vez más, es una descarada mentira del ex presidente de la Usina.

Migueles colocó, a lo largo de largo de la campaña, varios carteles en rutas de nuestra Provincia promocionando su candidatura en Necochea. A modo de ejemplo, se muestra un cartel previo a las PASO ubicado en el kilómetro 192 de la Ruta 2, a la altura de Dolores.

Lo paradójico es que el precio de poner un cartel en una ruta nacional como la 2 es, aproximadamente diez veces superior al de un cartel colocado en nuestra ciudad. Así, si lo que puede supuestamente ahorrar con la no colocación de carteles va destinado a entidades de bien público, esas donaciones serán, seguramente, bastante exiguas.

A lo mejor el flojo resultado electoral cosechado en las PASO hayan convencido a Migueles de que era inútil colocar nueva cartelería. Lo que no puede es mentir abiertamente diciendo que no verán carteles con su cara cuando él mismo alquiló esos espacios en la previa de las PASO.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *