La policía brindó más detalles de los incendios que ocurrieron ayer en dos viviendas de Quequén, en el marco de una pelea entre vecinos. Una mujer resultó aprehendida por atentado a la autoridad e incendio intencional.
El primer foco ígneo se inició en una casa de 529 al 1600, propiedad de B.J., de 24 años, con antecedentes delictivos.
El hombre manifestó a los efectivos que llegaron al lugar que un sujeto había arrojado una botella con combustible, tipo bomba molotov, sobre su vivienda provocando daños.
Los bomberos lograron sofocar este incendio y, a los pocos minutos, un nuevo llamado al 911 alerta sobre otro incendio en calle 536 al 1300.
Allí, la moradora, identificada como M.F.M. de 38 años (alias Fiera) , refiere muy ofuscada que su vecino B.J, es decir el dueño de la otra casa incendiada, le habría arrojado una botella de vidrio con combustible sobre su vivienda provocando daños por incendio.
Mientras tanto, un grupo de jóvenes se acercan a la casa de B.J y comienzan a arrojar piedras sobre la edificación al tiempo que, sin mediar palabras, la mujer MFM, comienza a agredir al personal policial.
Es aprehendida y los sujetos que se encontraban provocando disturbios se dispersaron en diferentes direcciones.
Personal de Bomberos y de policía científica realizaron las pericias de rigor y, de las averiguaciones practicadas, se logró establecer que los propietarios de las viviendas dañadas mantenían un conflicto y que mutuamente se habían originado los incendios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.