La propuesta ofrecida por el Gobierno municipal fue un 50% de incremento anual dividido en cuatro etapas: una primera, del 17%, que se haría efectiva a partir de este mismo abril y los empleados verían reflejada en sus cuentas bancarias en los primeros días de mayo; una segunda, que aumentaría los salarios en un 13% desde julio; y otras dos del 10%, que se harían efectivas en septiembre de este año y enero del venidero.
Según explicó la secretaria de Gobierno, Gabriela Góngora, tras el cónclave en el que tuvieron participación el Sindicato de Trabajadores Municipales de Necochea (STM), la delegación local de ATE y la Asociación De Guardavidas Necochea Quequén, los delegados solo aceptaron el incremento previsto para este mes al salario básico, por lo que se deberán retomar las negociaciones.
La funcionaria, expresó que este esfuerzo que hace el Ejecutivo para llegar a un arreglo que favorezca a los trabajadores es debido a la buena intención detallada anteriormente, mientras señaló que no buscan comprometerse con un aumento que provoque la inestabilidad del ejercicio económico anual, porque “el esfuerzo no solo es de la gestión sino también de los propios vecinos que son los pagan las tasas y sostienen, principalmente, el salario de los empleados municipales”.
“El Ejecutivo debe ser responsable en la administración de los recursos, pero, además, debe evitar que se vea resentido alguno de los servicios que brinda a la comunidad con esos mismos fondos”, terminó asegurando la Secretaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.