El Intendente municipal, Arturo Rojas, fue recibido este jueves en la gobernación por el máximo mandatario de la Provincia, Axel Kicillof, con quien tuvo la posibilidad de dialogar de diferentes temas, con el foco puesto sobre algunas obras públicas inconclusas o el presente del Casino, entre lo más saliente.
En referencia a su charla con el Gobernador, a la salida de la reunión el Intendente rescató que “estuvimos tratando varios temas, entre ellos la posibilidad de volver a reconveniar dos obras que quedaron inconclusas y que son emblemáticas para Quequén”.
Una tiene que ver con el natatorio en 521 y 558, frente a la Plaza Hipólito Yrigoyen; y la otra es la terminación de la Av. 531, donde quedó incompleta la obra de pavimentación, desde 554 en dirección hacia la playa.
“También tuvimos la posibilidad de hablar sobre el tema del Casino e ir avanzando sobre una documentación que está en la Escribanía General de Gobierno”, destacó Rojas, atento a “la necesidad que tienen todos los trabajadores de que en el Casino se pueda hacer la licitación, así que esperemos pueda hacerse en el transcurso del año”.
Finalmente, el jefe comunal no soslayó que también se trató el tema salud en la mesa de diálogo con Kicillof, en torno a “trabajar de manera integrada entre municipio y Provincia la con la firma de algún convenio que nos permita avanzar, principalmente con lo que es el Hospital Ferreyra”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.